Nadador desaparecido en Necochea | El testimonio de un rescatista: “Los competidores nos pedían por favor que los saquemos”

Desde hace años que Leo trabaja en actividades turísticas en Necochea, donde el sábado pasado pasado desapareció el nadador Ezequiel Bermejo en plena competencia de aguas abiertas Río Mar 2020. Hubo 550 inscriptos en la prueba y muchos abandonaron por las adversidades del tiempo: síntomas de hipotermia por la baja temperatura del agua, además de…

Nadador desaparecido en Necochea | El testimonio de un rescatista: “Los competidores nos pedían por favor que los saquemos”

Desde hace años que Leo trabaja en actividades turísticas en Necochea, donde el sábado pasado pasado desapareció el nadador Ezequiel Bermejo en plena competencia de aguas abiertas Río Mar 2020. Hubo 550 inscriptos en la prueba y muchos abandonaron por las adversidades del tiempo: síntomas de hipotermia por la baja temperatura del agua, además de las grandes olas.

La infraestructura del rescate de parte de la organización era insuficiente para la cantidad de competidores, y los guardavidas acudieron a Leo para que los ayudara con el rescate. No dudó en dar una mano: con su bote semirrígido llegó a sacar entre 35 y 30 competidores, primero, y luego los kayaks que quedaron en el mar, que se dieron vuelta por la ferocidad del agua.

En diálogo con TN.com.ar, relató la dura experiencia que le tocó vivir. “Todo el tiempo sacamos gente, pero nunca me pasó algo así. Fue una situación muy fea. Era retirar competidores, y en el camino ver que te faltaban más. Nos pedían por favor que los saquemos”, explicó.

Dijo que el mar estaba muy bravo al momento del rescate y que la mayoría de los rescatados eran kayakistas. “Era tremenda la fuerza del mar, muchos tragaron agua. Incluso un competidor que iba nadando vomitó agua. Varios inscriptos estaban descompensados, agotados”, describió.

Indicó que muchos de los competidores estaban aterrorizados y que en la medida de lo posible primero trataron de sacar a los que estaban más desesperados. “Había mucha gente asustada, que entró en pánico”, afirmó.

Luego de su destacada tarea en el rescate, que cumplió voluntariamente, celebró que mucha gente le agradeció por lo que hizo y contó cómo se sintió. “Cuando terminé me sentí muy bien, muy tranquilo. Puse de mí todo lo que sé, todos mis conocimientos para ayudar”, afirmó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *