InicioDeportesMundial de rugby 2023: Los Pumas equivocaron el camino ante Inglaterra, pero...

Mundial de rugby 2023: Los Pumas equivocaron el camino ante Inglaterra, pero están a tiempo de retomar la confianza

Nunca encontraron el partido Los Pumas. Tuvieron muchos errores ante un rival que hizo las cosas simples y bien, lo que fue suficiente para que Inglaterra se lleve el partido. George Ford estuvo impecable, haciendo lo que tenía que hacer, pero también La Rosa ganó todos los juegos aéreos, todas las pelotas disputadas.

En la previa habíamos dicho que el partido en el estadio Velodrome de Marsella era un 50 y 50, por cómo llegaban y por lo que podían dar. Pero Argentina estuvo llena de imprecisiones, nunca hizo valer el hombre de más que tuvo durante más de 70 minutos, y terminó entrando al juego que le convenía a Inglaterra: un desarrollo lento, estático, mucha utilización del pie, en el que encima los europeos ganaron todas.

¿Por qué Los Pumas equivocaron el camino? Porque deberían haber buscado mover la pelota, hacer desplazar a los jugadores para que aparezca esa diferencia en la cantidad de jugadores dentro de la cancha o al menos generar un desgaste que se podría haber aprovechado mucho más en los minutos finales.

El arranque del partido dejó la impresión de que Argentina estaba, incluso, para más que Inglaterra, pero solo duró cinco o siete minutos. El cúmulo de errores posteriores demostró que la Albiceleste nunca se encontró en la cancha. Cada vez que intentó un ataque perdió la pelota con demasiada facilidad ante una defensa inglesa que estuvo, por consiguiente, muy sólida.

Fotos Emmanuel Fernández/ enviado especial - CLARIN Fotos Emmanuel Fernández/ enviado especial – CLARIN Estuvo cerca de marcar un try -el apoyo anulado a Thomas Gallo a los 21 minutos-, pero después de la expulsión de Tom Curry, Inglaterra se cerró en su juego, en su libreto, el cual cumplió a la perfección. No haber podido ganar ningún duelo de pelota dividida, sobre todo en el break down, le siguió dando confianza a La Rosa. Más aún si se toma en cuenta las infracciones que se desprendieron de esa situación de juego y que le permitieron a Ford anotar la totalidad de los puntos de su equipo. Jugó un Test Match el ’10’ con los 27 puntos que le dio a su equipo y esos tres drop en momentos fundamentales.

Seguramente la Selección Argentina tenía un plan preestablecido, pero muchas veces las circunstancias ameritan que se modifique. Si a los tres minutos Inglaterra se queda con un jugador menos, independientemente de la estrategia que hasta ahí mucho no se había podido ver por obvias razones, habría que haber cambiado si es que no era la de mover la pelota. Tampoco tuvo esa capacidad el equipo.

Tenía que jugar y arriesgar un poco más. Lamentablemente eso recién llegó en el final casi por necesidad del resultado que tenía, pero no como un planteo que intentó y buscó un juego dinámico, sea desplegado o agrupado, pero veloz. Entró en ese ping pong con el pie que para nada nos conviene y desperdició el buen arranque que nos había ilusionado a todos, donde estuvo cerquita de conseguir ese try que podría haber cambiado la historia.

En el deporte, algún jugador puede tener un día malo y demás, pero este sábado creo que el equipo no se encontró nunca. No tuvo la capacidad de reponerse de esos momentos que transita un partido. Hay situaciones buenas, no tan buenas, que todos sabemos que va a pasar. Cuando toca sufrir hay que saber pasar al neutro o salirte rápidamente de eso, y ahí es donde Argentina no tuvo esa reacción, ni siquiera en cosas básicas como la obtención misma.

Fotos Emmanuel Fernández/ enviado especial - CLARIN Fotos Emmanuel Fernández/ enviado especial – CLARIN También en el rugby lo mental conlleva un porcentaje altísimo, diría que es fundamental. En esa batalla lo superó claramente Inglaterra. El favoritismo de Los Pumas del que se hablaba en la previa no debería influir en jugadores que ya tienen mucha experiencia, venían bien preparados en todo sentido, pero se encontraron con un partido que no esperaban. Cuando confirmaron la tarjeta roja, en vez de ser un click positivo, fue negativo.

Haber tenido seis debutantes absolutos en un Mundial en la formación inicial tampoco es un punto de anclaje, porque sería responsabilizarlos cuando había otros nueve que ya tenían muchísima experiencia, por lo que no debería ser un problema. Es más, es un mix bueno tener juventud y experiencia dentro de un plantel.

A los argentinos, en general, nos pasa que vamos de punto y no de banca. También que cuando hacemos algo bueno, lo que viene no es bueno. Se trabaja mucho sobre ese aspecto y es algo que también deben haber preparado, porque Inglaterra es un equipo de primer nivel desde que empezó el rugby, es imposible de subestimar, tenés que trabajar y mucho para poder ganarle.

Está claro que en todo este contexto no se puede desmerecer a Inglaterra. Hay mucho mérito en haberse apegado a su plan a la perfección, de haberlo ejecutado en consecuencia y en la presión que mantuvo todo el partido para desconcertar a Los Pumas y llevarlos a cometer errores constantes.

Fotos Emmanuel Fernández/ enviado especial - CLARIN Fotos Emmanuel Fernández/ enviado especial – CLARIN ¿Dónde hay que trabajar más en estos 13 días hasta el partido ante Samoa? Sin dudas, insisto, en lo mental. Hay que retomar la confianza, encontrar de nuevo sus capacidades, sus fortalezas. No faltará un mea culpa muy grande, una autocrítica fuerte, tanto del staff como de los jugadores como corresponde siempre, en la derrota mucho más, pero también en el triunfo para que no se tapen cosas.

Hay que retomar la confianza, Argentina es un equipo con grandes jugadores, que ha demostrado que puede jugar muy bien al rugby. Ya hablamos que el próximo rival se ha reforzado con ex All Blacks de Nueva Zelanda que le va a dar un plus, que de por sí es físicamente difícil.

Los Pumas tienen que volver a creer en ellos mismos. Tienen todo para pasar estos tres encuentros de la fase de grupos que le restan y para hacer un gran torneo. Las estrategias seguramente ya están armadas, porque un Mundial se prepara con mucho tiempo de antelación y lo que se hacen son pequeños retoques en base a lo que vas viendo en los duelos que se van disputando, como el de este domingo entre Japón y Chile.

Da bronca y genera desilusión porque la expectativa que había era mucha, pero es el primer partido. Hay mucho por recorrer todavía en el Mundial, vienen rivales muy difíciles (Samoa, Chile y Japón) y hay que mirar para adelante. Todavía estamos en carrera si las cosas se hacen bien.

v1.7 0421

Todos los partidos

atletismo

Más noticias
Noticias Relacionadas